Ir al contenido principal

Destacados

Ideas de decoración para revelación de género

  Emotivo, original, diferente, organizado, preciso y simplemente inolvidable: así debe ser el evento de revelación de género para dar a conocer a tus familiares y amigos si tu bebé será niño o niña.   Sabemos que las revelaciones en las que los futuros papás muestran pequeños calcetines o entregan a los asistentes pequeños detalles sorpresa de color rosa o azul, de acuerdo con el género del bebé, están llenas de amor e ilusión por la próxima paternidad, pero, ¿Te imaginas sumarle a todo ese amor, la creatividad y la imaginación para organizar un evento fuera de lo común, que se quede grabado para siempre en la memoria de tus seres queridos? ¡Hazlo realidad con ayuda de globos! La presencia de globos en un festejo inmediatamente nos transmite emociones de alegría, dinamismo, energía y ganas de compartir la música, el baile y la comida con los demás invitados. Especialmente, una reunión de revelación de género es momento de deleite, pues es cuando nuestros seres más queridos se enterará

Infinidad de Actividades con Globos

Fuera globos
Los niños forman dos equipos y se colocan a ambos lados de una línea.  Un adulto, situado en ella, lanza un globo de agua al aire. Los niños deben procurar que el globo explote en el campo del contrario sin pisarlo. Si el globo cae y no se rompe, se vuelve a lanzar. Gana el equipo que menos globos tiene en su campo.
Globos con sorpresas
Unos cuantos globos se llenan con sorpresas agradables (dulces) y sorpresas trampa (harina, agua, arena…). Se hinchan y colocan sobre una cuerda entre dos árboles. Cada niño va con los ojos vendados y armado de un palo hacia los globos y explota uno. Se queda con la sorpresa.
Carrera de globos de agua
Los niños se colocan por pareja. Se les ata los tobillos y se coloca un globo de agua  entre sus dos espaldas. Deben llegar a la meta saltando de lado y con el globo de agua intacto. Si se cae o se rompe, vuelta a empezar.
Sin manos
Se colocan globos contra una pared. Los niños deben romperlos con cualquier parte del cuerpo, excepto las manos.

Comentarios